Blog

COVID-19

Cómo puede ayudar nuestro test de detección de antígenos a tu empresa

Cómo puede ayudar nuestro test de detección de antígenos a tu empresa

Como puedes ver en nuestras especialidades, ahora contamos con un nuevo test de detección de antígenos, el Pambio COVID-19 Ag Rapid Test. Ahora bien, seguramente habrás oído hablar de los famosos PCR o del test Elisa o serológico. Para aclarar toda esta confusión y saber el que necesitas según el caso de tu empresa, te hablamos de las diferencias entre estos tres test.

Prueba PCR

Esta prueba suele consistir en un bastoncillo que se ha de introducir en la nariz para tomar la muestra (frotis nasofaríngeo), y es la más popular, seguro que la habrás visto ya en los medios de comunicación. Nos dice si hay una infección activa en el organismo y los resultados suelen
obtenerse entre 24 y 48 horas después.

Son las que realizan en los centros médicos gratuitamente a las personas que tienen síntomas. Sin embargo, las personas que no muestren síntomas, han de pagarlas y muchas veces los costes son elevados.

Igual que los test de antígenos, permiten conocer la presencia del virus en fases tempranas de la enfermedad, pero ha de llevarla a cabo personal muy especializado.

Test de antígenos

Los test de antígenos como nuestro Panbio COVID-19 permiten obtener resultados más rápidos que los PCR, lo cual puede ser valioso para detectar la enfermedad a tiempo y evitar confinamientos innecesarios.

Se lleva a cabo con un frotis nasofaríngeo, aunque también existen ya de saliva o mediante punción capilar (de sangre). A diferencia del PCR, no detecta la presencia directa del virus, sino de las proteínas que fabrica.

Funciona de manera similar a los test de embarazo, con un reactivo que se colorea en el caso de ser positivo, normalmente en pocos minutos, por lo que se conocen a menudo como «test rápidos». En el caso del Panbio COVID-19 el resultado se puede obtener en 15 minutos.

No requiere instrumentación, de manera que se pueden realizar de manera descentralizada, es decir, llevar a cualquier lugar y conocer el resultado sin necesitar la intervención de más personal. Esto simplifica el proceso y evita el desplazamiento de posibles enfermos que podrían poner en peligro a la población.

Además este test es más barato y sencillo y, por eso, también son utilizados a menudo para monitorizar a los pacientes, es decir, tomar pruebas regularmente para saber cuándo resulta de nuevo negativo y se le puede dar el alta.

Al principio, estas pruebas no eran tan precisas como la PCR, pero ahora ya es posible obtener precisiones altas, como las del PCR. En el caso de nuestro test de antígenos, cuenta con una sensibilidad del 93,3 % y una especificidad del 99,4 %, teniendo una concordancia total del 97,4 %
Hoy en día, tanto los servicios sanitarios como los médicos y empresas privadas recurren a estos test ; y sirven tanto para sintomáticos como asintomáticos.

.

Test serológico

También llamado ELISA, este test detecta la presencia de los anticuerpos producidos por el virus después de la posible infección. Es decir, solo sirve para saber si somos inmunes, pero no resulta tan efectivo para saber si se tiene la enfermedad.

Esto se logra gracias a que mide la presencia de dos inmunoglobulinas diferentes, la IgG y la IgM. Hay que matizar que otras infecciones también producen este tipo de inmunoglobulinas, pero el test mide solo las que produce la COVID-19.

La IgM positiva indica un contacto actual con el virus, ya que son los primeros anticuerpos que se producen al padecer la enfermedad. Pero desaparecen en el momento que ya no se tiene el virus.

La IgG positiva indica que se ha tenido la enfermedad (sintomática o asintomática) en el pasado y el cuerpo ha fabricado anticuerpos, es decir, se ha inmunizado.

Así, si la IgM es positiva, pero la IgG, negativa, esto indica que la persona se encuentra en la fase aguda de la enfermedad. Si la IgM es negativa y la IgG, positiva, esto significa que la enfermedad ya se ha superado.

Eso sí, puede ser una herramienta útil para conocer el estadio de la enfermedad en que se encuentra y ser valioso para determinar la verdadera extensión de un posible brote en tu empresa, ya que a menudo muchos de los casos pueden haber sido asintomáticos.

En cualquier caso, debemos aclarar que no se sabe cuánto tiempo duran los anticuerpos, así que los resultados del análisis serológico tampoco son del todo concluyentes: se puede haber tenido contacto con la enfermedad y haber tenido los anticuerpos. Y tenerlos en el momento presente,
tampoco significa que no se pueda volver a padecer la enfermedad en el futuro.

Conceptos clave

La sensibilidad es la capacidad de una prueba para corroborar que una persona enferma tenga un resultado positivo. La especificidad es la capacidad que tiene la prueba para corroborar que una persona que no tenga la enfermedad obtenga un resultado negativo.

En la empresa de prevención Semusad llevamos a cabo test de detección de antígenos, así como test serológicos para las empresas de la Comunidad de Murcia. Así, podrás rápidamente tener resultados fiables y concluyentes y actuar al respecto.

¿Tienes alguna duda?